CUANTO HE PERDIDO



Vagos, son ya, los rostros de su rostro
vaga, también, la forma de sus manos
lejos, está, su aliento en mi boca
su enorme bondad
su intrínseca belleza
su nívea cronología.

Sólo un ayer ocupa mi memoria
nuestro enorme gran amor
nuestros prolongados  meses
hace veintiún lunas

De repente
en la alta noche
sus ojos, trigueños y traviesos,
sus labios
labios de un amor apresurado
sus largos brazos
brazos de inolvidable carnadura
su pecho
regazo de enervante serenidad  
aparecen

!Cuánto he perdido buen Dios
Cuánto he perdido!

Comentarios

Entradas populares de este blog

LA BASTARDA (..Violette Leduc in memoriam)

Saciedad de ausencias

Dudas